La Ley del Karma dice que toda acción genera una consecuencia, o dicho de otro modo...

Siembra en otros aquello que quieres cosechar para ti

Sobre el Karma:.

  • Incluso elegir "no actuar" es un tipo de acción y genera sus consecuencias
  • Incluso tu pensamiento y palabras influyen (tienen consecuencias) en ti y en los demás
  • Todo lo que te ocurre lo has creado tu, es decir, es fruto de tus pasadas acciones, pensamientos y palabras
arrow

Otros recursos:

Geshe Michael Roach, autor de "El tallador de Diamantes", fundó una empresa que facturaba 250 millones de dólares al año aplicando el principio que explica en el vídeo. Lo importante (desde mi punto de vista) es que lo que siembres lo hagas por Amor (desinteresado) al prójimo.

CLICA AQUÍ para ver cómo puedes ponerte al Servicio de los más necesitados +

Karma y Ley de Atracción

Seguramente has escuchado sobre la "Ley de Atracción" (ya no es ningún "Secreto") que dice que si deseas algo con todo tu corazón (pero sin apegarte al resultado o sin darle tanta importancia si no lo consigues), y tus creencias inconscientes no te sabotean y trabajas para conseguir lo que te propones, lo acabarás manifestando o atrayendo. Y es cierto pero no es toda la verdad. Es solo la verdad a un nivel más básico (nivel 3 o "humano"). Hay dos otros niveles más sutiles (o universales) que están por encima del nivel de tu intención y tu esfuerzo (nivel "humano"). Los antiguos chinos llamaban al primer nivel el "karma" (tu destino, lo que ya has elegido en un nivel de consciencia superior) y al segundo nivel "Viento y Agua" (Feng Shui).

¿A nivel práctico de qué sirve saber esto? Primero, que debes procurar limpiar tu karma (y el perdón es una forma, y otra forma es el hábito nº 2 para borrar tu "mala suerte") y plantar semillas (acciones) de aquello que quieres cosechar. Y segundo que debes aprender a harmonizarte con tu entorno (como el "agua" atrae el buen "chi" o energía y el "viento" lo dispersa, debes conocer qué tipo de "chi" entra en tu casa pues te influye). Un consejo práctico será que mantengas tu casa lo más limpia y vacía posible para que así, el "chi" que entre en tu casa (sea de la calidad que sea) pueda circular libremente y evitas ya posibles problemas de salud, trabajo o relaciones.